La estética dental

En estética dental se emplean técnicas y materiales que mejoran la salud dental y al mismo tiempo proporcionan a la persona seguridad y autoconfianza al potenciar su belleza y simpatía a través de una sonrisa bonita.

Las Carillas Dentales

Las carillas son restauraciones delgadas realizadas a medida de la boca del paciente, que se adhieren directamente a la superficie del diente. Los materiales con los que se fabrican puede ir desde distintos tipos de porcelanas hasta las últimas técnicas con disilicato de litio; en algunas ocasiones también se emplea composite.

Ventajas de las carillas

  • Tallar muy poco el diente
  • El acceso a la limpieza es óptimo
  • Garantiza buena conservación de los tejidos de la encía
  • Las carillas de porcelana frente a las de composite proporcionan una superficie sin porosidades, más resistente al desgaste y sin que se produzcan tinciones

Indicaciones de las carillas

  • Alteraciones del color que no pueden ser tratadas mediante blanqueamientos
  • Alteraciones en la forma dentaria como las causadas por microdoncia (dientes pequeños)
  • Pequeños defectos superficiales
  • Fracturas, hipoplasias, diastemas (separaciones), y alteraciones en posición dentaria que no se resuelvan con ortodoncia.

El blanqueamiento dental

A todos nos gustaría tener los dientes más blancos, en ocasiones los dientes tienen pigmentaciones debidas a diferentes causas y las soluciones son distintas, lo más importante es individualizar cada caso y tratarlo con sus características.

Técnicas de blanqueamiento dental

En las técnicas de blanqueamiento se pone en contacto con el diente peróxido de hidrógeno o peróxido de carbamida a una determinada concentración que libera oxígeno y cambia el color del diente aclarándolo. Hay tres tipos:

  • Profesional o en clínica: más intenso, rápido, puede haber sensibilidad, no requiere cooperación del paciente.
  • Domiciliario: menos intenso, el paciente, con un aparato de plástico o férula, (prescrito y supervisado por el profesional), lo realiza en casa. Requiere su cooperación y supervisión por parte del odontólogo.
  • Combinado: primero se realiza en clínica, y posteriormente se complementa en casa, supervisándolo el profesional.

PIDE TU CITA

 

Solicítala