¡Pide tu cita!

¿Por qué puede aparecer un absceso dental?

Un absceso dental, en muchas ocasiones conocido popularmente como flemón, es un depósito localizado de pus formado como consecuencia de una infección de tipo bacteriano. Estos, además, pueden formarse rápidamente, incluso uno o dos días después del inicio de este proceso.

Los abscesos pueden ser periapicales, cuando afectan al ápice o punta de la raíz de la pieza dental, o periodontales, cuando aparecen y están localizados en los tejidos gingivales, en la zona cercana a la raíz del diente.

Desde nuestra clínica dental en Albacete, te explicamos cuáles son los síntomas principales de los abscesos, así como sus causas y algunos de los procedimientos que se pueden llevar a cabo para acabar con la infección y recuperar una buena salud bucodental. En todo caso, el absceso debe ser tratado para evitar que la infección irradie al hueso maxilar y se propague por otras zonas del organismo.

Síntomas del absceso dental

Los abscesos periapicales o dentales presentan una serie de indicios que, de no ser tratados de forma adecuada, pueden agravarse conforme pasan los días. Los síntomas principales de estos son:

  • Dolor agudo en la zona, que se manifiesta, sobre todo, al tocarla o durante la masticación y la deglución.
  • Sensación de sensibilidad dental, especialmente ante los alimentos y las bebidas demasiado fríos o calientes.
  • Inflamación de la zona del rostro cercana al absceso.
  • Aparición de un pequeño bulto en el espacio próximo a la infección.
  • Mal sabor de boca.
  • En ocasiones, cierto estado febril.

¿Cuáles son sus causas?

Las causas de la aparición de un absceso periapical son múltiples, pero, sin embargo, la mayoría de ellas están relacionadas con un déficit en la higiene bucodental:

  • Una caries que no ha sido tratada a tiempo mediante obturación, en el caso de ser superficial, o Endodoncia, en el caso de haber penetrado en el interior de la pieza dental.
  • Un traumatismo dental.
  • Una fractura de una de las piezas dentales.
  • La enfermedad periodontal no tratada, que ha evolucionado de gingivitis a periodontitis y ha afectado a los tejidos que dan soporte a los dientes.

¿Qué debes hacer si aparece un absceso?

Es importante que, ante los primeros indicios de sufrir un absceso dental, se acuda al dentista de forma inmediata. Para llevar a cabo un diagnóstico adecuado y establecer el alcance de la infección, los profesionales de nuestra clínica dental en Albacete realizarán una serie de radiografías para localizarlo y poder tratarlo de forma pertinente.

Ante todo, los dos objetivos principales a la hora de tratar esta complicación oral son acabar con la infección y tratar de conservar la pieza dental afectada.

Desde Centro Avanzado de Odontología Belmonte te recomendamos que, para evitar, en la medida de lo posible, la aparición de un absceso dental, mantengas una rutina de higiene bucodental adecuada y acudas a tu dentista de forma periódica. Si estás sufriendo este problema oral, no dudes en venir a hacernos una visita.

WhatsApp chat